domingo, 6 de abril de 2008

Mueren dos trabajadores en la alcoholera del Valle


Mueren dos trabajadores en la alcoholera del Valle, pese a estar clausurada seguía laborando

Hugo Morales Alejo Orizaba, Veracruz.- Luego de que personal de la Comisión Nacional del Agua –Conagua-, pusiera sellos en las puertas de la Alcoholera del Valle, propiedad de Melchor Monterrosa, por su presunta contaminación a los afluentes del Río Blanco, la muerte tiñe de rojo a dicha empresa, con el fallecimiento de dos obreros que respiraron gases tóxicos salidos de una poza vacía en el interior de la factoría.


Todo sucedió cuando dos obreros que respondía a los nombres de Rafael Flores y Pedro Méndez Ramos, con domicilio en Huiloapan y Rafael Delgado respectivamente, cayeron accidentalmente al fondo de los tanques de almacenamiento de melasa, parte de la materia prima para la elaboración del alcohol; el vapor que emana de esos lugares, los asfixió.

Esto ocurrió cuando laboraban de furtiva dentro de la factoría, toda vez que el dueño, Melchor Monterrosa, pasando por alto los sellos puestos en la puerta de la empresa, donde siempre ha presumido de su amistad con el gobernador del estado que le brinda impunidad, siguió trabajando normalmente, pasando el personal por una puerta oculta.
Los trabajadores murieron cuando laboraban dentro de uno de los tanques vacíos para almacenamiento de melaza, alrededor de las 3 de la tarde de este viernes, al respirar los vapores que emanan los tanques vacíos, según informó el director de la unidad de Protección Civil, Luís Palma Déctor, en la Alcoholera del Valle, que se ubica a un costado de la autopista Veracruz-México, a la altura del Parque Industrial del Valle de Orizaba.
Al lugar se presentó el Agente del Ministerio Público Investigador Alfonso González Martínez, quién en compañía de la oficial secretaria Adriana Sosa Medina, dieron fe de los hechos, mientras que la perito del Departamento de Servicios Periciales, Ricarda Mora Moreno, tomo una secuencia fotográfica, las graficas serán anexadas al expediente de la investigación ministerial.
Apenas del pasado jueves al filo de las 23:30 horas, personal de Comisión Nacional del Agua, había clausurado el lugar al colocar varios sellos que a la letra dice: Comisión Nacional del Agua, organismo de Cuenta Golfo Centro, sello de suspensión de actividad folio No OC6C-DAA-005/2008, clausura total por infringir lo dispuesto en el artículo 122, fracción I de la Ley de Agua Nacionales y en cumplimiento a lo ordenado en el oficio No B00.00.R10.04.4.-0536 de fecha dos de abril.
Articulo 187 del código penal federal “al que quebrante los sellos puestos por orden de la autoridad pública se le aplicara de 30 a 180 jornadas de trabajo a favor de la comunidad”, pero para Melchor Monterrosa esto no importó y siguió laborando normalmente burlando a la autoridad, por lo que ocurrió esta desgracia en medio de la impunidad que le brindan las autoridades siempre, ya que aunque ha sido acusado de contaminar la cuenca del Río Blanco, afectando a millones de veracruzanos de la zona de Cosamaloapan y Río Lizamba, además de Tierra Blanca, se le ha permitido continuar con su ecocidio.


No hay comentarios: